viernes, 12 de octubre de 2012

Buenos días, de Alicia González

Publicado por Goizeder Lamariano Martín


Título: Buenos días
Autora: Alicia González
Editorial: El desván de la memoria
Año de publicación: 2012
Páginas: 121
ISBN: 9788493880910

A mediados del pasado mes de septiembre Alicia González, una escritora asturiana, se puso en contacto conmigo para ofrecerme enviarme su novela, titulada Buenos días, para que la leyese y la reseñase en el blog. En su correo electrónico, ella misma comentaba sobre su obra, que en 2008 ganó el VII Certamen de narrativa femenina Princesa Galiana del ayuntamiento de Toledo: “El argumento de la novela es fruto de años de trabajo como educadora en centros de menores, de horas de conversaciones con gente relacionada con dichos centros, sobre todo de charlas y trato con los chavales". 

"De confesiones de sus familias y de la observación. Aunque los personajes y la trama son fruto de mi imaginación, muchas de las anécdotas reflejadas están basadas en situaciones reales”. No tuve que leer más para decirle que sí, que quería leer el libro". Cuando días después lo recibí en casa, me sorprendió en primer lugar su portada, más propia quizá de un libro infantil, de una historia más tierna, menos dura, cruel e injusta. Lo segundo que me sorprendió fue la extensión del libro, tan solo 121 páginas que, sin embargo, logran condensar la historia de Miriam Pacheco, una joven de 17 años que tiene un hijo de dos y que está ingresada en el hospital, nuevamente embarazada, después de haberse provocado un aborto.

Aunque al principio nos cuesta comprender cómo alguien tan joven es capaz de hacer algo así, conforme avanzamos en la lectura y conocemos la vida de Miriam, su pasado, el dolor, el sufrimiento, las dificultades, las humillaciones, las mentiras, el odio, los secretos que ha tenido que soportar, llegaremos a entender no solo su decisión, sino también la situación en la que se encuentra y quiénes la han arrastrado a ella.

El libro es un puzzle formado por ocho capítulos, ocho piezas que conformarán un todo inimaginable, sorprendente, cruel, injusto, duro, triste, doloroso, humillante, desgarrador, pero al mismo tiempo entrañable e inolvidable que nos llegará dentro, muy dentro. Porque esta novela es una historia de personajes tan cercanos, tan reales, tan humanos que resulta muy sencillo sentir su dolor, su rabia, su impotencia, su desesperación.

Miriam nos habla en el primer capítulo desde una solitaria habitación del hospital. El segundo capítulo está narrado por Altagracia, su madre, una mujer dominicana que siendo casi una niña conoció a Carlos, el gran amor de su vida, por quien se volvió loca, dejó atrás su vida, su pasado, su familia y su país y viajó a España siguiéndole, hipotecando su vida, su presente y, sobre todo, su futuro y el de su familia.

El tercer capítulo nos lo cuenta Paula, la hermanastra de Miriam. Una joven que por encima de todo desea conocer su historia, la de su familia, llenar esos silencios, esos secretos, esas historias jamás contadas por su madre, Aristea, y por su padre, Carlos. Ella es la única amiga de Miriam, su confidente, su apoyo.

El cuarto capítulo nos lo narra María Jesús, una trabajadora social que conoció a Miriam hace muchos años y que ha seguido de cerca su vida. Quiere apoyarle, protegerle, ayudarle a cambiar de vida, a empezar de cero, a escapar y huir del horror, de la droga, de la prostitución, del infierno. Pero nunca podemos estar seguros de si lo que hacemos es realmente lo correcto o no.

El quinto capítulo nos lo cuenta Aristea, la madre de Paula. Otra mujer que se dejó engañar, engatusar y cautivar por los encantos de Carlos. Otra mujer que se dejó llevar, a ella y a sus hijos. Que se dejó hacer. Que aguantó, sufrió, agachó la cabeza, se humilló, cerró los ojos y no quiso ver. Miró para otro lado sin querer ver cómo es realmente Carlos.

En el sexto capítulo viajamos al pasado y a la República Dominicana y conocemos a Mamma, la madre de Carlos, cómo fue su vida, su historia, su pasado, su familia. Una mujer bondadosa, especial, que quería y se hacía querer que, sin embargo, se dejó arrastrar por su obsesión de ser madre.

En el séptimo capítulo por fin conocemos a Carlos y podemos leer lo que él mismo nos cuenta, como se ve a él y, sobre todo, a los demás, a sus mujeres, a sus hijos, a sus padres. Carlos es un hombre egoísta, un vividor, un conquistador. Desde muy joven sabe el poder que ejerce sobre las mujeres y no duda en utilizarlo una y otra vez, tanto en la República Dominicana como en España.

Es manipulador, violento, aficionado a las drogas, al alcohol y al juego. Nunca le ha gustado trabajar, él prefiere ganar mucho dinero con poco esfuerzo. Aunque para ello tenga que prostituir a muchísimas jóvenes, casi niñas. Tiene muchas vidas, es un mentiroso compulsivo. Pero, por encima de todo, es un monstruo sin escrúpulos, sin conciencia, sin sentimientos.

Por último, en el octavo capítulo volvemos a escuchar la voz de Miriam dos años después de su aborto provocado y su ingreso en el hospital. Tras reconstruir este puzzle y entender a todos los personajes que forman parte de la vida de Miriam, sus motivaciones, sus miedos, sus sueños, sus secretos, sus fantasmas, sus maldiciones, sus deseos, entendemos que este libro nos habla de la vida.

De una vida que no es de color rosa, que está llena de espinas, de obstáculos que superar. Una vida que elegimos, pero que al mismo tiempo nos viene dada, por nuestro pasado, por nuestra familia, por nuestra historia, por decisiones que tomaron nuestros antepasados y que mucho tiempo después tienen consecuencias en nosotros mismos.

No voy a negar que esta es una historia muy dura pero al mismo tiempo es esperanzadora y tierna. Una historia actual, que nos habla de alcanzar los sueños, aunque para ello muchas veces tengamos que vender nuestras almas y nuestros cuerpos con tal de que alguien nos diga buenos días. 

La historia me ha encantado y sin duda os la recomiendo. Pero no puedo dejar de decir que tiene muchas faltas de ortografía, demasiadas, tres o cuatro en cada página. Erratas, errores de concordancia de género y de número, confusiones entre más, mí, solo con tilde o sin tilde, entre G y J, faltan muchísimas tildes y, lo que más me ha llamado la atención, en la página 22 pone: "Mis padres tuvieron trece hijos, siete muchachos y cinco hembras". ¿Y qué pasa con el hijo número 13? 

Pero bueno, sé que yo soy muy tiquismiquis con el tema de la ortografía y que tal vez a muchos de vosotros esto no os suponga un problema y podáis disfrutar del libro perfectamente, pero a mí me ha dado mucha rabia que continuamente la ausencia de tildes, los errores, las erratas y las faltas me sacasen de golpe de una historia tan intensa, tan buena y tan recomendable. 

Cincuenta sombras de Grey en la cadena SER

Y cambiando de tema, aprovecho para contaros que el miércoles me llamaron para participar mañana sábado a partir de las 22 horas en el programa de la cadena SER de Puri Beltrán sobre Cincuenta sombras de Grey. Todavía estoy sorprendida, pero aunque con muchos nervios, también tengo muchas ganas. Ya os contaré qué tal la experiencia y si lo escucháis, espero que os guste. 

Abrazos literarios para todos. 

Si te interesa el libro puedes encontrarlo aquí. 

30 comentarios:

Margari dijo...

Una pena que tenga tantos errores ortográficos. Me pasa lo mismo. Podrá ser una historia buenísima, pero cuando hay tantos fallos, al final me salgo de la historia y soy incapaz de volver a ella, de disfrutarla. Así que me dejas en duda con esta novela. Parece estar muy bien, la historia que cuenta me gusta y parece que atrapa... Pero creo que esperaré a ver si sale una edición mejor, que me conozco y seré incapaz de disfrutarla como se merece.
Besotes!!!

Tatty dijo...

También lo tengo gracias a la autora, no había leído ninguna reseña y ahora creo que cuando vaya a seleccionar mi próxima lectura no me voy a poder resistir, aunque también me van a molestar un montón las faltas de ortografía
besos

Jara dijo...

La historia atrae enseguida y creo que me gustaría mucho. Lástima los errores ortográficos porque al final pesan en la impresión final. Quizá espere a una nueva edición mejor revisada.
Besos

María dijo...

Me ha gustado mucho tu reseña. La verdad que es un libro que no conocía pero me ha llamado la atención aunque claro, lo de la ortografía es algo que no pasa indiferente.
¡Muchos besos!

Dolores dijo...

Me ha llamado la atención el argumento, pero me echa para atrás las faltas de ortografía, en una novela no lo concibo.

Un beso.

Anónimo dijo...

A mí lo que me extraña es que, ya que citas tantos errores ortográficos, incluyas entre ellos la no distinción de "solo", ya que la Real Academia de la Lengua Española quitó la obligatoriedad de distinguir con tilde el "solo" adjetivo del "solo" adverbio ("solo" ya no ha de llevar tilde en ningún caso). Si además de eso cuentas por ejemplo como faltas la distinción con tilde de los pronombres demostrativos, que también quitó la RAE, además de otros últimos cambios en la ortografía (que parece desconoces), no me parece justo que se los achaques a un libro si parece que tú no estás al día de las nuevas reglas ortográficas (ya ves que yo también soy bastante "tiquismiquis con esto, pero "al césar lo que es del césar")". ¿No sabes que "solo" ya no lleva tilde? Voy a comprar y leer la novela porque el argumento me parece muy interesante y parece bien escrita. Aunque tampoco hemos de echar leña al fuego sobre el tema de las faltas; para opinar sobre faltas ortográficas, hay que estar muy seguro de lo que se dice, porque vemos que es fácil equivocarse.
Fernando Cuesta.

LAKY dijo...

Qué historia tan dura pero, a la vez, tan interesante!
Lástima que la afee la faltas de ortografía.
Besos

El Desván de la Memoria dijo...

Escribimos desde la editorial que ha publicado la novela Buenos días. Nos preocupa que se diga que contiene tantas faltas de ortografía, es probable que por error se le haya remitido un ejemplar de la anterior impresión. Sin embargo, incluso en esa edición nos extraña la mención a tantos errores; por ejemplo, como cita Fernando Cuesta, solo sería entendida como falta poner tilde en el adjetivo "solo", pero en ningún caso no ponerla ni acentuar el adverbio, porque es cierto que la RAE quitó la obligatoriedad de hacerlo. Sea como sea, agradecemos todo apunte o crítica que nos ayude a mejorar, y para ello vamos a regalar 10 ejemplares de la novela a los primeros diez lectores de este blog que nos lo soliciten, así podrán opinar sobre la novela y avisarnos de los errores que puedan detectar. Ya nos hemos puesto en contacto con Margari, Tatty, Jara, María y Laky. Y escribiremos a Dolores respondiendo a su mensaje. Nos resulta imposible contactar con Fernando, porque no disponemos de enlace a ningún blog ni a su correo. Si lee este comentario, además de 3 lectores más que quieran recibir gratis el libro, nos puede escribir a editorialeldesvan@hotmail.com
Muchas gracias. Un cordial saludo,
Editorial El desván de la memoria

El Desván de la Memoria dijo...

Dolores, puedes enviarnos un mensaje con tu dirección de correo postal a editorialeldesvan@hotmail.com
y te enviaremos un ejemplar de Buenos días, tal como acabamos de indicar en el comentario que hemos subido al blog "Cuéntate la vida".
Gracias. Un saludo,
Editorial El desván de la memoria

Margaramon dijo...

Me ha llamado mucho la atención este libro. Es una historia triste y dura pero me ha gustado mucho que tenga ese mensaje esperanzador.
Besos

Carmen dijo...

La verdad es que, por lo que cuentas, la historia se ve muy interesante. Lástima de esos errores que mencionas...
Besos,

Shanny dijo...

Tienes muy buena pinta este libro y creo que a pesar de ser una historia dura, tiene un fondo con sentimiento y realidad.
Te deseo lo mejor para la conferencia ¡Disfrútala mucho!
Un besín

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Margari,

Por lo que me han comentado tanto la autora como la editorial, la que yo he leído es la primera edición y parece que en la segunda ya se han corregido los errores. Así que te animo a que leas la novela porque merece mucho la pena y si está corregida seguro que la disfrutas como se merece. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Tatty,

No sé si tienes la primera o la segunda edición, ya que la segunda está corregida. De todas formas, al margen de las faltas de ortografía, seguro que disfrutas con la lectura porque es una gran historia. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Jara,

Por lo que sé, ya han publicado una segunda edición corregida, espero que si te animas a leer el libro te guste, porque vale mucho la pena. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

María,

Me alegro de que te haya gustado la reseña. Espero que te animes a leer el libro y te guste, la historia es muy buena y atrapa de principio a fin. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Dolores,

Que no te echen para atrás las faltas de ortografía porque por lo visto ya han sido corregidas en la segunda edición y la historia merece la pena, de verdad, desde aquí os animo a ti y a todos los lectores a leerla. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

El Desván de la Memoria,

Gracias por utilizar Cuéntate la vida para ofrecer ejemplares de la novela a los lectores y seguidores del blog, es una gran forma de fomentar la lectura y dar a conocer una gran historia que merece mucho la pena. Un saludo.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Fernando,

Es cierto que la nueva Ortografía de la lengua española de la RAE del año 2010 eliminó la tilde diacrítica en el adverbio solo, pero eso fue hace dos años y esta novela ya ganó un premio hace cuatro años, es decir, está escrita mucho antes de esa norma de la RAE. De todas formas, si tenemos en cuenta la nueva norma de la RAE, también la incumple, ya que hay muchas tildes en muchos de los solo que aparecen en la novela. Incluso hay tildes en algunos solo que no son adverbios de modo, sino que son adjetivos. Aun así, no creo que la RAE admita escribir, por ejemplo, arrogados, como se puede leer en la página 86 del libro, ya que hay un claro error y confusión entre el verbo arrojar, que es el que se escribe en el libro, y el verbo arrogar.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Laky,

Tú lo has dicho, es una historia muy dura, pero también muy interesante y recomendable. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

El Desván de la Memoria,

Por lo que me comentó la autora, el ejemplar que yo tengo y que ella misma me envió sí que pertenece a la primera edición y sé que la segunda está ya corregida y no contiene tantos errores y faltas de ortografía. Sobre la palabra solo, comentarle lo mismo que a Fernando, es cierto que la nueva Ortografía de la lengua española de la RAE del año 2010 eliminó la tilde diacrítica en el adverbio solo, pero eso fue hace dos años y esta novela ya ganó un premio hace cuatro años, es decir, está escrita mucho antes de esa norma de la RAE. De todas formas, si tenemos en cuenta la nueva norma de la RAE, también la incumple, ya que hay muchas tildes en muchos de los solo que aparecen en la novela. Incluso hay tildes en algunos solo que no son adverbios de modo, sino que son adjetivos. Pero como he comentado en la reseña, las de la palabra solo no son las únicas faltas, también se ha escrito arrojar con G, hay tildes en el posesivo mi y, por el contrario, faltan las tildes en muchos de los pronombres personales mí,también hay muchos más escritos erróneamente, sin tilde cuando es un adverbio de cantidad y con tilde cuando sustituye a sin embargo... Pero no quiero crear ninguna polémica ni mucho menos abrir un enfrentamiento ni con la autora ni con la editorial. Os agradezco que vayáis a enviar el libro a diez lectores de Cuéntate la vida. Ya que, al margen de la ortografía, que creo que se le está dando a este tema mucha más importancia de la que tiene, ya que únicamente ocupa 2 de los 17 párrafos de la reseña, es una gran historia que sin duda recomiendo. Un saludo.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Margaramon,

Espero que si lees la novela te guste, como muy bien dices, es dura y triste pero al mismo tiempo esperanzadora. Muchos besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Carmen,

Sí que es una historia muy interesante y parece que los errores ya han sido corregidos en la segunda edición. Besos.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Shanny,

Sí que es una historia muy realista y con muchísimo sentimiento, merece la pena leerla. El domingo día 21 publicaré el audio del debate sobre Cincuenta sombras de Grey en la radio. Disfruté mucho de la experiencia. Muchos besos.

Margari dijo...

Posiblemente la lea prontito, Goizeder. Que la editorial se ha puesto en contacto conmigo a raíz de tu entrada y me van a enviar un ejemplar. Así que espero contarte prontito mis impresiones de esta novela. ¡Gracias!
Besotes!!!

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Margari,

Sí, sé que la editorial os va a enviar un ejemplar a los diez primeros que comentasteis en la reseña, me alegro, espero que disfrutes la lectura, es una gran historia. Muchos besos y no tienes que darme las gracias por nada, faltaría más, yo lo único que he hecho es leer el libro y compartir mi opinión con todos vosotros, nada más.

Rosalía dijo...

Entiendo perfectamente lo que dices de las erratas, Goizeder, ¡a mí me matan! Los que me seguís ya sabéis que suelo mencionarlo siempre porque veo justo avisar al personal de lo que se va a encontrar si compra el libro. Lo que no quiere decir que el libro no merezca la pena, como dices. Yo misma he recomendado libros y avisado que contienen erratas. Creo que no está reñida una cosa con la otra.

Y personalmente, me ha encantado tu reseña. Y a pesar de las erratas a mí también me parece un libro interesante y a tener en cuenta. Gracias por darlo a conocer.

bsos!

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Rosalía,

Me alegro de que te haya gustado tanto la reseña y de que compartas y entiendas lo que comento de las faltas de ortografía. Me da mucha rabia que por mencionar esto siempre haya polémica, pero prefiero eso a no avisar a los posibles lectores. Aun así, no quiero que la gente se quede únicamente con lo de las faltas y sigo recomendando el libro porque creo que es una gran historia, como muy bien dices una cosa no tiene que ver con la otra. Muchos besos.

Sandra Rivero dijo...

Llevo algún tiempo desconectada y he empezado a volver a pasar por los blogs y me ha sorprendido la polémica suscitada por las erratas, recuerdo una parecida en el blog de Rosalía... yo reconozco que a menos que sea un error grande( cambio de género, faltas de concordancia o algo así) apenas me doy cuenta así que tomo nota del libro porque por lo demás tu reseña lo deja muy bien parado.

Besos!!!

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Sandra,

A mí estas polémicas me dan mucha pena, pero prefiero esto a engañar a los posibles lectores y ocultar que un libro tiene erratas y faltas de ortografía, sobre todo cuando son muchas y graves. Pero creo que una cosa no está reñida con la otra y esta es una gran historia que merece mucho la pena y que recomiendo a todo el mundo. Espero que pronto puedas leerla y disfrutarla, ya nos contarás qué te parece. Muchos besos y bienvenida otra vez a Cuéntate la vida.

Publicar un comentario

Cuéntanos todo lo que te apetezca pero siempre con respeto y educación hacia los escritores, sus obras, la autora del blog y los demás comentaristas. ¡Muchas gracias por comentar!

 

Cuéntate la vida Template by Ipietoon Blogger Template | Gadget Review